La desigualdad en el acceso a la educación superior

25 mayo 2022

El pasado 19 de mayo se celebró la mesa redonda «La desigualdad en el acceso a la educación superior», organizada por el Programa de Becas de la Fundación ”la Caixa” en el contexto de la Conferencia Mundial de Educación Superior 2022 de la Unesco. 

El side event, que tuvo lugar en CaixaForum Barcelona y en línea, contó con la participación de tres expertos de primer nivel en el ámbito de la educación, la sociología, la economía y las políticas educativas: la becaria de la Fundación ”la Caixa” Eva Flavia Martínez (doctoranda en la Universidad de Harvard), Jorge Calero (catedrático de Economía Aplicada de la Universidad de Barcelona) y Helena Troiano (socióloga, profesora e investigadora del Grupo de Investigación en Educación y Trabajo (GRET) de la Universidad Autónoma de Barcelona), moderados por el periodista especializado en educación y redactor jefe del Grupo Editorial Siena, Diego Francesch.

Durante una hora y media se abordaron, con especial énfasis, diferentes cuestiones: ¿cómo influye el abandono temprano en las desigualdades posteriores en el acceso a la educación superior? ¿qué colectivos pueden tener más problemas? ¿qué mecanismos existen para mejorar la inclusión en el acceso a la educación superior?

Compartimos contigo cinco ideas clave que se destilan del encuentro: 

1. Las desigualdades empiezan pronto, con la primera socialización en la familia y el primer contacto con el sistema educativo. Por tanto, las intervenciones también deben ser tempranas

2. Son acumulativas. Las desigualdades por sí mismas no mejoran; al contrario, empeoran. El sistema educativo va incorporando desigualdad sobre desigualdad y esto, en muchos casos, culmina en el abandono temprano a los 16 años o en la no llegada a la educación superior. 

3. Las diferentes dimensiones de desigualdades y los cruces entre ellas agravan todavía más las oportunidades de acceder a la educación superior. 

4. Las desigualdades puramente económicas no son las más importantes. Las desigualdades relativas al capital cultural o social de la familia son cruciales. 

5. Las desigualdades educativas determinan de forma abismal las trayectorias vitales de las personas. La pertenencia al sistema educativo aporta muchas externalidades positivas, como las que tienen que ver con la salud. La educación genera muchísima capacidad para tener una vida más saludable y una esperanza de vida mayor. 

Estas y muchas otras cuestiones también se compartieron a través del canal de Twitter de @BecariosFLC
 

Síguenos twitter instagram facebook youtube